viernes, 13 de septiembre de 2019

Recetas para festejar al chocolate

En ocasión del Día Mundial del Chocolate, un auténtico manjar que tiene su origen en el cacao de tierras mexicanas, te ofrecemos tres recetas que seguramente te harán pasar un buen rato con su preparación y con el deleite de tus invitados.

Así es que manos a la obra y a festejar el chocolate.

Trufas de chocolate


Un bocadillo dulce es irresistible, y mucho más si se trata del sabor del chocolate. Aquí está una deliciosa receta de trufas de chocolate con el inconfundible sabor de la crema para batir 50/50 Lyncott, que deleitará a tu familia.
A continuación te compartimos la receta para elaborar 25 piezas:

Ingredientes
300 g de chocolate
200 ml de de crema para batir 50/50 Lyncott®
50 g de mantequilla Lyncott®

Para decorar
Granillo de chocolate
Cacao en polvo
Nuez finamente picada

Preparación
Derrite el chocolate a baño María (puedes derretir el chocolate en el microondas, pero te recomendamos hacerlo a baño María para evitar que la mezcla se queme, además de que al hacerlo de esta forma el chocolate quedará con un mejor color y textura). Después agrega la mantequilla Lyncott y mueve lentamente hasta que se encuentre completamente incorporada.
Posteriormente añade la crema para batir 50/50 Lyncott y mezcla lentamente hasta que se incorpore por completo.

Vierte la mezcla en un bol y espera a que se enfríe a temperatura ambiente. Esto lleva aproximadamente un día entero si dejas la mezcla en tu cocina, o cuatro horas en una noche en el refrigerador. Una vez fría la mezcla tendrá la textura de una masa suave. Entonces, con una cucharita toma una porción y ponla en un plato; repite este proceso hasta terminar la mezcla.

Toma una de las porciones y dale forma de bolita, no importa que quede de forma irregular. Continúa con cada una de las porciones.

En un platón vierte el cacao en polvo y haz lo mismo con el granillo de chocolate y la nuez picada. Después haz rodar cada bolita sobre la cobertura que desees hasta que queden completamente cubiertas. Una vez hecho esto, pon las trufas de chocolate en moldes pequeños para panqué, o en un recipiente para disfrutar con tu familia cuando desees.


Tarta tibia de chocolate

Es una deliciosa creación de Paulina Abascal para complacer el sentido del gusto.

Ingredientes
Para el relleno tibio de chocolate
-2 tazas (360 g) de chocolate obscuro
-½ taza (100 g) de mantequilla Lyncott®
-1 (50g) huevo
-3 (60g) yemas
-1 vaina de vainilla ó 1 cucharada (15 ml) de extracto de vainilla
-1 1/3 tazas (300 ml) de crema para batir LYNCOTT®
-1 receta de pasta para tarta**
(Rinde un molde de 26 cm de diámetro)
Se puede conservar en refrigeración por una semana, congelada hasta 6 meses

Para la pasta de tarta
-2 tazas (240 g) de harina
-1/2 taza (100 g) de mantequilla
-1/3 de taza (50 g) de azúcar glass
-1 yema
-1 huevo
-1 cucharada de extracto de vainilla
-1 cucharada de sal

Preparación de la pasta para la tarta
  1. Colocar la harina en una mesa, abrir un espacio al centro.
  2. Poner en el espacio el resto de los ingredientes.
  3. Usando las yemas de los dedos, incorporar los ingredientes del centro hasta que estén uniformes.
  4. Añadir la harina y trabajar para que tenga consistencia granulosa, amasar
ligeramente.
  1. Formar una bola y refrigerar una hora antes de usar.

Montaje y decoración
-Hojas de oro y de plata.
-¼ de tazas (35g) de azúcar glass.

Preparación del chocolate
  1. Fundir el chocolate, agregar la mantequilla a temperatura ambiente. Dejarlos entibiar.
    2. Batir ligeramente el huevo y las yemas con la pulpa de la vaina de vainilla. Agregarles la crema. Combinar con el chocolate.

Montaje y decoración
  1. Forrar el molde para tarta con la pasta, refrigerar 30 minutos y picar con un tenedor el fondo para que no se levante al hornearlo.
  2. Hornear a 180°C durante 20 minutos o hasta que esté cocida pero no dorada. En este punto, se puede reservar hasta el momento de servir.
  3. Vaciarle el relleno y hornear durante 10 minutos o hasta que la superficie se vea mate, como la parte de arriba de un pastel. Dejarla entibiar durante unos minutos.
  4. Acomodar al centro de la tarta la hoja de oro y plata y espolvorear los bordes con azúcar glass.


Betún de chocolate


¡Para cualquier tipo de pastel, panqué o simplemente untado en un pan tostado o galletas!
Ingredientes
1 paquete (227 g.) Queso Crema Neufchâtel Lyncott® (a temperatura ambiente)
1 cucharada de Leche Lyncott®
1 cucharadita de extracto de vainilla
1 pizca de sal
5 tazas de azúcar glass (cernida)
90 gramos de chocolate semiamargo derretido a baño María

Procedimiento
  1. Batir el queso crema, leche, vainilla y sal hasta formar una mezcla homogénea.
  2. Agregar poco a poco la azúcar, cuidando de batir muy bien entre cada adición.
  3. Incorporar el chocolate, previamente derretido a baño María.


Industrias Cor S.A. de C.V., conocida coloquialmente por su marca Lyncott, es una empresa 100% mexicana con 77 años en la industria de los derivados de lácteos. Durante su existencia, la compañía se ha caracterizado por la innovación dentro de sus productos, y hoy es líder en ventas en crema para café, queso cottage y crema para batir.
La compañía aporta a la economía del país mil empleos directos y más de 5 mil indirectos, divididos entre la cadena de proveedores que van desde productores de ranchos lecheros hasta fabricantes de envases, etiquetas y todo lo que implica la elaboración de los productos Lyncott. Asimismo, cuenta con dos plantas de producción en Querétaro y 17 centros de distribución en la República Mexicana.
Lyncott cuenta con una línea de quesos maduros de importación: Port Bleu®, que son brie, azul y camembert.
COMUNICACIÓN SPREAD
Ariel Ruiz
Tel. 52.45.71.23
Cel. 55.25.36.26.67

Placer y salud, motivos de celebración en el Día Mundial del Chocolate


  • En México, el consumo promedio anual por persona es de sólo 750 gramos, pese a ocupar el lugar 11 entre los países productores

  • La combinación del chocolate y la leche reúne minerales, vitaminas y nutrientes.

Con origen en Francia, el Día Mundial del Chocolate se celebra cada 13 de septiembre desde 1995. Esto se debe a que sirve como un doble homenaje: primero, al escritor Roald Dahl, escritor galés autor de la historia infantil Charlie y la fábrica de chocolate (1964), que dio origen a un par de famosas cintas, la primera estelarizada por Gene Wilder (1971) y la segunda por Johnny Depp (2005), y, segundo, a Milton S. Hershey, fundador de la compañía chocolatera que lleva su apellido.

Según datos proporcionados por Alicia Páramo, directora de la Asociación Nacional de Fabricantes de Chocolates, Dulces y Similares, en México el consumo promedio anual de chocolate por persona es de 750 gramos. Esa cantidad  resulta muy baja en comparación con las cifras de otros países: por ejemplo, en Suiza son 11 kilos, en Alemania casi 8, en Irlanda y Reino Unido 7.5, y en Noruega 6.6. En América Latina, los países líderes en el consumo de chocolate son Uruguay y Argentina, con 3 kilos.

Además, en México hay 362 unidades económicas dedicadas a la elaboración de chocolate y productos derivados. En las entidades que más fábricas de ellos existen son Oaxaca (66), Ciudad de México (51), Jalisco y Estado de México (33) y Puebla (20). Lo anterior lo lleva a ocupar el undécimo lugar de países productores.

Pese a la popularidad del producto, un estudio del banco suizo UBS realizado hace un par de años indicó que el gusto por el consumo de chocolate había bajado de 35% a 33% en los países desarrollados. ¿La razón? Que las personas se han decantado por otros productos considerados más sanos, como las barras de cereal.
Debido a ello las compañías dedicadas al chocolate han debido hacer algunas variaciones en su oferta, por lo que cada vez más apuestan por productos premium y cada vez más saludables.
Así, podemos decir que una de las más felices combinaciones que ha tenido el chocolate ha sido la que ha establecido con la leche, elementos que fueron unidos por primera ocasión en Suiza a finales del siglo XIX. Y esto no es solamente por su delicioso sabor, sino también por su rico contenido alimenticio. Como ocurre con muchas de las mejores creaciones culinarias, se amalgaman placer y salud.

El chocolate con leche contiene varios ingredientes: pasta y manteca de cacao, cocoa, azúcares y edulcorantes, extracto seco de leche y algunos otros ingredientes opcionales. Entre éstos pueden incluirse frutos secos, con los cuales se añaden aportes calóricos y proteicos.
El chocolate con leche reúne minerales, vitaminas y nutrientes. En términos generales, un producto de calidad integra, por cada 100 gramos, 9.2 de proteínas, 54.1 de carbohidratos, 31.5 de grasa y 5.4 de azúcar. Contiene vitaminas como la A, K, B7 y B3, además de minerales como el potasio y el calcio. Por este último elemento su ingesta puede ser muy saludable durante el embarazo y el crecimiento.
Sobre las mejores formas de combinación culinaria de ambos elementos, un experto, Pablo Caballero, chef ejecutivo de Lyncott, comenta que para la leche lo mejor es un chocolate rústico con alto contenido en azúcar y menos grasa. “La leche debe estar caliente para incorporar mejor el chocolate. Generalmente hay una confusión con los chocolates en polvo, pero hay que recordar que estos son, en su mayoría, azúcar con otros ingredientes, pero con un porcentaje bajo de cacao”.
Sobre ese último aspecto, Caballero recomienda lo siguiente: “El chocolate se identifica por su contenido de sólidos de cacao. Si un consumidor quiere conocer la calidad del producto que está consumiendo debe checar el empaque. Si entre los ingredientes el primero es azúcar y además se enlistan aceites vegetales, quiere decir que ese chocolate es un sucedáneo o está rebajado”.
Al respecto, para las preparaciones de chocolatería y repostería, el chef recomienda la crema para batir Lyncott, que por su calidad premium es un excelente ingrediente para la preparación de ganache, rellenos, mousses y cremas.
Así que es hora de partir al expendio de chocolate más cercano y compartir con el mundo su deliciosa celebración.

viernes, 9 de agosto de 2019

El rostro del rey Pakal 67 años después de su descubrimiento

La exposición Un Viaje por el Mundo Maya” (wwwe.xposicionesdidacticas.com) destaca figura del rey Pakal, gobernante de la ciudad maya de Palenque en México, a través del busto modelado por el joven escultor Franco Melián. Foto Diana Hirsch – Fundación Sophia. Foto Diana Hirsch - Fundación Sophia.


En junio se cumplieron 67 años del descubrimiento de la tumba de K’inich Janahb’ Pakal, por el arqueólogo mexicano Alberto Ruz Lhuiller en junio de 1952. Pakal fue uno de los gobernantes más famosos de la ciudad estado maya de Palenque, en el actual estado de Chiapas en México.
Hoy su rostro es uno de los íconos más conocidos de la civilización maya y una de las piezas estrellas de una exposición itinerante en España “Un Viaje por el Mundo Maya”, elaborada por los voluntarios culturales en el taller de bellas artes deFundación Sophia en Palma de Mallorca.

Se trata de la reproducción de uno de los bustos originales encontrados 13  en el ajuar funerario de su tumba en las entrañas delTemplo de las Inscripciones en Palenque.

La obra fue moldeada por el joven escultor Franco Melián en el taller de bellas artes de la Fundación Sophia, a partir de imágenes en alta resolución de la reproducción del busto realizado por los conservadores del Museo Nacional de Antropologíade la Ciudad de México, ya que los originales están muy deteriorados.

La obra fue moldeada por el joven escultor Franco Meliánvoluntario cultural de Fundación Sophia, a partir de imágenes en alta resolución de la reproducción del busto realizado por los conservadores del Museo Nacional de Antropología de la Ciudad de México, ya que los originales están muy deteriorados. Foto Fernando Celli  - Fundación Sophia

El Rey Pakal (603-683 d.C.) fue uno de los gobernantes más longevos de la ciudad estado de Palenque, que en sus 68 años de reinado construyó muchos de los templos y pirámides cuyas ruinas destacan el esplendor alcanzado durante el período clásico maya y manifiestan la importancia de esta urbe mesoamericana.

Además del busto, la exposición “Un Viaje por el Mundo Maya” incluye una ambientación del sarcófago del rey Pakal y  se adentra en la historia, arte, ciencia y religión maya,  ilustrada con reproducciones de lo más destacado del arte maya, incluidas varias maquetas a escala de las ciudades mayas más conocidas.

“Situarse en el contexto histórico y recrear las circunstancias ayuda a comprender los distintos procesos de desarrollo del pensamiento humano”, explica Antonio Marí, director ejecutivo de la Fundación Sophia. “Además, si pintas en una reproducción de los murales de Bonampak, moldeas un busto del rey Pakal, un disco del juego de pelota de Chichen Itzá o reproduces piezas arqueológicas, te imbuyes mucho más de la cosmovisión de una cultura”, añade.

La  exposición “Un Viaje por el Mundo Maya” (www.exposicionesdidacticas.com) está haciendo un recorrido por museos y centros culturales que complementan su oferta expositiva con muestras itinerantes con alto valor pedagógico.

Sophia es una Fundación privada de carácter docente, cuyos principios fundacionales son difundir el pensamiento y el arte de las culturas tradicionales, mecenar a jóvenes artistas e investigadores y promover el voluntariado, especialmente en el ámbito de la cultura.

jueves, 1 de agosto de 2019

El renacimiento cultural de las favelas, en muestra fotográfica de Daniel Taveira.


·


        El fotógrafo brasileño presenta 52 imágenes en su exposición Efecto Shiva en el Museo Regional de Tlaxcala a partir del jueves 25 de julio
·         En Río “estuve en una situación complicada y delicada, pero al final salió bien. Para mí el miedo no es un problema, sino algo bueno”, dice el artista

“Mi lente enseña la fortaleza, la capacidad de adaptación y el espíritu de las favelas. Las fotografías fueron tomadas en una de ellas, entre los miembros de la ONG AfroReggae, cuya acción provoca el efecto Shiva. En el hinduismo Shiva es un dios destructor y, a la vez, benefactor: permite que pase el mal para generar el bien”.

Quien explica lo anterior es Daniel Taveira (Tocantins, Brasil), quien desde el próximo jueves 25 de julio y hasta el 8 de septiembre presentará en el Museo Regional de Tlaxcala su exposición titulada justamente Efecto Shiva, que es integrada por 52 fotografías realizadas en una favela de Río de Janeiro, divididas en tres secciones: “El alma de los individuos”, “La comunidad que vibra” y “En el corazón de la favela”.


El fotógrafo brasileño pretende transmitir el mensaje de la realidad de las favelas, un mundo de dramáticas circunstancias, pero también expresar la acción de AfroReggae, “un grupo cultural que optó por negarse a la violencia, a la venganza y a la destrucción para adoptar el arte y la cultura afrobrasileña como una cura, un renacimiento, un proceso regenerativo que es, a la vez, el concepto de Shiva y un acto de fe”.

De esa forma, en un ambiente de pobreza y delincuencia, “la gente de la comunidad ha logrado, mediante la creatividad del arte, alejarse de la violencia social. Para lograrlo ha tenido que dejar morir su pasado y renacer libre de ataduras. Hay grupos marginados que han sido discriminados por su color y la realidad social que tienen que enfrentar, pero que han optado por la música, la danza, el baile y la cultura para regenerarse. Por eso conectan con el efecto Shiva, que es el concepto de las fotografías que tomé en esa favela de Río”, explica Taveira.


El artista también resalta un aspecto luminoso de las favelas: afirma que de allí “han salido los mejores jugadores de fútbol, grandes cantantes, actores y películas. Para mí son los más destacados talentos del mundo. Entonces el mal es un problema, pero también tiene puntos muy positivos que valoro”.



El trabajo en ese lugar no fue sencillo, ya que por las condiciones de inseguridad hubo un poco de peligro. Al respecto comenta el fotógrafo: “Fue como un choque porque estoy acostumbrado a vivir en una realidad confortable, y fui con gente que vive una realidad completamente distinta, por lo que se siente un poco de miedo. Pero para mí el riesgo es un placer. Estuve en India y me metí en los peores hoyos para sacar fotografías; tuve problemas y sentí mucho temor, pero me gustó. En el sur de Etiopía también me metí en dificultades gigantes para sacar fotografías. En Río no fue distinto: estuve en una situación un poco complicada y delicada, pero al final salió bien. Para mí el miedo no es un problema, sino algo bueno. Es como si fuera un masoquismo psicológico”.


Taveira, quien obtuvo en 2017 el Press Choice Award en el ArtBrazil realizado en Miami, llegó a nuestro país en 2010, y aquí fue donde prácticamente se convirtió en fotógrafo. Sobre ello expresa: “México me dio la sensibilidad fotográfica, me enseñó a ver a las personas como son. Yo tengo una formación administrativa, y tenía una mirada menos humana. Aquí, por la cultura, la gente, la comida y la amabilidad, empecé a ver la realidad con más sensibilidad. Mi ojo empezó a trabajar desde ese momento. Todo comenzó en México, que fue el responsable de mi ojo y sensibilidad fotográfica, de mi lado artístico, de ver a las personas como son”.



Para Taveira, quien fue alumno de la destacada reportera gráfica Nadine Markova, la fotografía logró poner dentro de él “sentimientos, realidad y actualidad para ver a las personas como son, y no como me dijeron que eran o deberían ser. Por eso digo que es un espejo de lo que tengo dentro”.

La muestra fotográfica Efecto Shiva. Imágenes de las favelas de Daniel Taveira se presentó antes en la Terminal 2 del Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México, donde fue apreciada por 263 mil personas. Ahora la exposición será inaugurada el jueves 25 de julio a las 17:00 en el Museo Regional de Tlaxcala, Ex Convento de San Francisco s/n, colonia Tlaxcala Centro, ciudad de Tlaxcala, donde podrá ser visitada de martes a domingo de las 10:00 a las 18:00 hasta el 8 de septiembre.

lunes, 15 de mayo de 2017

Carta al lector - Mayo de 2012

Por Abel Hernández García


El mexicano es muy propenso a buscar culpables para no aceptar la responsabilidad de sus errores; debido a esto, el maestro ha sido muchas veces atacado sin justificación. El aula escolar es un lugar donde se recibe instrucción, y esta debe ser complementada en el hogar; a diferencia de la educación, la cual debe ser recibida en el hogar y complementada en la escuela. Escuela-hogar, grandes pilares de formación, condición sine qua non para crear un buen ciudadano.
Pero no solo se ha desvirtuado la imagen del profesor, sino también de la escuela, pues ahora, algunas personas creen que la escuela es para que los niños se entretengan y que los padres tengan tiempo de hacer sus actividades.
Como lo comenté hace algunos meses, la escuela es el lugar en donde se debe recibir la instrucción necesaria según la edad y el nivel del estudiante, siempre bajo la guía de un profesor, cuya función es muy clara: facilitar el aprendizaje del alumno.
Debemos considerar al profesor como un guía que nos muestra de manera sistemática, las bases de las diversas áreas del conocimiento que necesitaremos para estudios superiores; es decir, el alumno adquiere del profesor, el apoyo necesario para comprender los conceptos elementales de distintas asignaturas. Creo firmemente, que es responsabilidad única del alumno ampliar esos conocimientos básicos, y según la edad, contar con el apoyo de los padres para lograrlo.
José Joaquín Fernández de Lizardi expresa que: “…el enseñar y dirigir la juventud es un cargo de muy alta dignidad, y por eso los reyes y los gobiernos han colmado de honores y privilegios a los sabios profesores…”. Es necesario restituir la imagen del profesor y darle el valor que merece, pues su misión es muy importante para nuestra sociedad.
¡Feliz día del Maestro!

Nos vemos el siguiente mes.